Y LLEGA EL MOMENTO DE REFLEXIONAR…

     El año llega a su fin y con ello, llega el momento de pensar sobre lo que se logró, lo que se quedó a medias y lo que de plano se nos olvidó durante este     2011. De celebrar lo que hicimos bien y de evaluar lo que hicimos mal para evitar volverlo a hacer. De ver si nos acercamos a nuestra Misión, a nuestros objetivos organizacionales y personales, o si el torbellino cotidiano de lo urgente nos consumió sin dejar tiempo ni energía para  lo importante. Esta es una época maravillosa para hacer esas reflexiones a nivel personal, pero también es muy importante hacerlas con nuestros equipos de trabajo, con toda la organización. Pues son estas reflexiones las que nos hacen crecer como organización, aprender de lo bueno y lo malo, de lo logrado y de lo perdido.

Sigue leyendo